Brazing

Definición

El brazing consiste en unir dos metales en estado sólido utilizando metal fundido (el metal de aportación se debe aplicar perfectamente sobre el material base). La operación se realiza  sin fusión de los metales base.  Se llama la soldadura “blanda” cuando el punto de fusión del metal de aportación es inferior a 450ºC, y  “fuerte” en caso de temperaturas superiores. En aplicaciones para cubiertas de edificios, la soldadura será “blanda”.

Generalidades

El brazing del acero inoxidable se realiza mediante un soldador eléctrico con electrodo de cobre y metal de aportación de plomo-estaño con un mínimo de 28% de estaño. También es posible utilizar estaño de alta pureza con Tf 230ºC o una aleación estaño-plata con Tf entre 215 y 250ºC.
 
Para mejorar la capilaridad y una buena fijación de los elementos a soldar, es necesario desengrasarlos con una solución decapante.
La única solución decapante autorizada para el acero inoxidable es una solución con ácido ortofosfórico diluido. El uso de otros decapantes que contienen fluoruros o cloruros (como para el zinc o el cobre) está prohibido ya que podrían ser corrosivos para el acero inoxidable.
 
La buena calidad del brazing depende
> del grado de limpieza de los elementos a unir
> de la limpieza y geometría del soldador eléctrico
> del decapante utilizado
> del metal de aportación
 
Consejos prácticos
> Utilizar la solución decapante moderadamente.
> Evitar aplicar la solución más allá de las zonas a soldar.
> Limpiar y restañar la punta del soldador eléctrico sumergiéndolo en el decapante durante uno o dos segundos.
> Utilizar herramientas (resistencia, pincel, etc.) exclusivamente destinados al brazing del acero inoxidable.
> Utilizar el soldador justo a la temperatura necesaria para hacer fundir el metal de aportación.
 
 
> Prohibir la piedra de amoniaco.
> Realizar el brazing en dos pasadas:
- Primera pasada lisa para garantizar la penetración
- Segunda pasada “acanalada” o “tachada” para garantizar la resistencia
  mécanica   
> Aclarar las soldaduras con agua limpia después de la operación para eliminar posibles restos de decapante que podrían ser corrosivos con el tiempo.
> Verificar cotas antes de relajar la presión de las fijaciones.
> En caso de canales con un desarrollo superior a 500 mm, es obligatorio remachar antes de la soldadura. En este caso, se repartirán los remaches cada 5 o 10 cm.
     
Recuperación de soldadura heterogénea sobre acero inoxidable estañado
   
> Lijar las superficies hasta llegar al metal de base.
> Limpiar la zona con ácido ortofosfórico diluido.
> Estañar la zona con metal de aportación (aleación plomo-estaño).
> Volver a pasar una capa de ácido ortofosfórico diluido.
> Repetir el proceso de nuevo con las mismas precacuciones de uso.